Emoliente

emoliente
emoliente

Emoliente es el término científico que se utiliza para las cremas hidratantes comunes de uso diario que hidratan la piel. Un emoliente es una sustancia que protege la humedad natural de la piel, se aconseja que se aplique al menos una o dos veces al día según lo aconsejado por por el médico o farmacéutico. Es importante elegir cremas emolientes hipoalergénicas, ya que sus ingredientes se eligen de forma cuidadosa para reducir el riesgo de alergia.

Un emoliente es en esencia un agente que ayuda a rehidratar la piel formando una capa protectora que previene la pérdida de agua, mantener la piel hidratada es una forma que ayuda a que se repare por sí misma de agresiones externas como la contaminación.

Hay muchos tipos diferentes de emolientes, unos tienen un mayor contenido de aceites que otros. Es muy importante que te apliques cualquier ingrediente emoliente siempre lavándote las manos y secándolas cuidadosamente, tus manos pueden contener bacterias y de nada sirve extenderlas por otras zonas de tu piel, podemos conseguir el efecto contrario e incluso en los casos más extremos producir infecciones si tenemos alguna herida por la que se puedan introducir las bacterias.

Normalmente se suele recomendar aplicar alrededor de unos 400 gramos de productos emolientes a la semana, cantidad que se puede incrementar en climas muy secos. Si estás siguiendo un tratamiento contra la piel seca, sigue siempre las instrucciones de tu médico o especialista.

Tipos de emoliente

Los emolientes incluyen aceites que alisan la superficie de la piel dejándola suave y sedosa. Algunos de los principales emolientes que se pueden encontrar en el mercado son la manteca de karité, el aceite de jojoba y el aceite de almendras. Todos ellos son ingredientes que realizan un gran trabajo alisando las células de la piel. En combinación con ingredientes humectantes que mantengan un buen nivel de hidratación se puede llegar a conseguir una piel joven.

Diferencia entre emoliente e hidratante

Hay mucha gente que confunde los términos emoliente e hidratante, sin embargo no es lo mismo. Un emoliente es uno de los componentes de una crema hidratante. Los hidratantes suelen atraer el agua a la piel. Los emolientes son la parte de las cremas y productos hidratantes que mantienen una piel sedosa, radiante y libre de arrugas.

¡Descubre nuestros jabones!